Archivo por Temas
Inteligencia Emocional
Trabajo
Pareja
Educación de los Hijos
Habilidades Sociales
Sexualidad
Personalidad
Adicciones
Ansiedad
Depresión
Trastornos de Alimentación
Cuentos y Relatos
Biblioterapia
Arte terapia
Archivo por Fechas
2017 Septiembre
2017 Agosto
2017 Julio
2017 Junio
2017 Mayo
2017 Abril
2017 Marzo
2017 Febrero
2017 Enero

2016

2015

2014

2013

2012

2011

2010

2009

2008

2007

2006
Webs para ...
Psicólogo en Zaragoza
Psiquiatra en Zaragoza
Encontrar eventos
Reconocimientos en Zaragoza
Logopeda en Zaragoza
Psicólogo Girona

Vida Emocional
   La Frase:  el fracaso no te sobrecogerá nunca si tu determinación para alcanzar el éxito es suficientemente poderosa.
 

Ranas en la crema | 19.NOV.06 | Cuentos y Relatos (Paciencia y esperanza)





Nunca hay que perder la esperanza a pesar de las circunstancias, hay que luchar, ir hacia delante porque en esa lucha y en ese caminar muchas veces sin darnos ni cuenta encontramos la solución a nuestros problemas. La consigna es clara LUCHA HACIA DELANTE CON ESPERANZA.
[...]
Había una vez dos ranas que cayeron en un recipiente de crema. Inmediatamente sintieron que se hundían; era imposible nadar o flotar mucho tiempo en esa masa espesa como arenas movedizas. Al principio, las dos patalearon en la crema para llegar al borde del recipiente pero era inútil, sólo conseguían chapotear en el mismo lugar y hundirse. Sintieron que cada vez era más difícil salir a la superficie a respirar.
Una de ellas dijo en voz alta:
- No puedo más. Es imposible salir de aquí, esta materia no es para nadar. Ya que voy a morir, no veo para qué prolongar este dolor. No entiendo qué sentido tiene morir agotada por un esfuerzo estéril.
Y dicho esto, dejó de patalear y se hundió con rapidez siendo literalmente tragada por el espeso líquido blanco.
La otra rana, más persistente o quizás más tozuda, se
dijo:
- Nada se puede hacer para avanzar en esta cosa. Sin embargo ya que la muerte me llega, prefiero luchar hasta mi último aliento. No quisiera morir un segundo antes de que llegue mi hora. Y siguió pataleando y chapoteando siempre en el mismo lugar, sin avanzar un centímetro. ¡Horas y horas!
Y de pronto... de tanto patalear y agitar, agitar y patalear... La crema, se transformó en manteca.
La rana sorprendida dio un salto y patinando llegó hasta el borde del pote.




 


vicky  |  19.OCT.09  21:58  |   votos: 1 | 

muii buena historia :)

cris  |  07.ABR.10  18:25  |   votos: 1 | 

esta muy bien, y expresa la necesidad de tener esperanzas con mucha claridad.
:D


Jose  |  14.ENE.13  05:44  |   votos: -1 | 

Es necesario luchar por una solucion aunque las circunstancias sean opuestas y negativas.
Sal 84:6 dice que los que mantienen sus fuerzas y las esperanzas en Dios, son capaces de transformar el valle de lagrimas en fuentes de bendicion.
JAMAZ TE DES POR VENCIDO..!! Bendiciones..



  Añade tu comentario ...                                                                                    

Nombre                               
¿Cuanto suman 9 + 8?